English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Jugar a ser artista es el único modo que tengo de “echar afuera” mi melancolía.


Piezas de Ajedrez





12 comentarios:

  1. Un prueba de que no hace falta tener mucho equipo ni ser un genio para divertirse con la fotografía.

    Unas piezas de ajedrez, ni siquiera especiales, el asiento de una simple silla de plástico y la mezcla de luces, una pesadilla para cualquier reportero sin mucha técnica como yo y una cámara compacta, dieron este vistoso resultado.

    Sólo tienen ligeros toques de curvas en Photoshop para darle un poco de "dramatismo".

    Esperando que acabaran de montar el recinto donde se iba a desarrollar el Torneo, me puse a jugar un rato con mi compacta para olvidarme de la que se me venía encima.

    ¿Qué os parece?

    ResponderEliminar
  2. Sabía que ibas a tener alguna sorpresita del campeonato, y me niego a pensar que no hayas hecho alguna fotaza de expresiones y gestos de los jugadores.
    Así que andas por ahí con una compacta, yo te veía con no se cuantos objetivos, flases, tripode, en fin, cargada de material técnico.
    Un beso y sigue.
    Suso

    ResponderEliminar
  3. ¡¡¡bien chulas las fotos!!!
    El brillo de la última pieza me encanta.
    Abrazos!!!

    ResponderEliminar

  4. A mi me encanta la composición. Eres buena en los detalles (y en lo demás)
    Sacrificado juego ese... Yo haría uno que sustituyese los peones por reyes y reinas. Los peones mirarían, desde fuera del tablero, como los caballos galopaban sin reglas, por el campo blanquinegro. Las damas se dedicarían a cantar mientras los alfiles afilaría lápices para contar la historia.
    Creo que debo dejar de beber limonada...

    Besos niquelados

    CR LMA
    ________________________________

    ResponderEliminar
  5. Hoy tengo algo mas de tiempo ara comentarte que las fotos son una belleza. Lo importante es la mirada del artista. Y estoy convencida que las máquinas ayudan, pero una persona con una visión de lo que quiere expresar, con una sencilla compacta puede transmitir fuerza, ligereza y elegancia.
    Me gusta la sencillez de la pieza única guiñandonos un ojo virtualmente antes de salir a desplazarse por el tablero.
    Felicidades!!!!

    ResponderEliminar
  6. ¡Qué piezas! Hasta me siento que estoy ahí, y que soy la reina en espera que le den jaque al rey que tengo en frente, bueno te diré… toma en cuenta el principio de mi comentario: ¡Qué piezas! ¿Sabes? Estoy enferma y tengo fiebre.

    ResponderEliminar
  7. Me encanta esta serie. La forma en la que rebota la luz al fondo me parece tan divertida :)

    Gracias por tus fotos :)

    ResponderEliminar
  8. No hay que infravalorar el valor de una compacta... si detrás de ella hay alguién como tú.
    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Gracias hermosa! te cuento que se ha publicado mi novela, Detrás de las sonrisas, en España, y justamente viajo para allí porque el 21/9 será la presentación en Zaragoza, te dejo los datos de la editorial:

    http://www.lafraguadeltrovador.com/

    ResponderEliminar
  10. reyes, caballos y elefantes, tallados a partir de un colmillo.

    ResponderEliminar
  11. GONZALO:¡Cuanto tiempo! no puedo entrar a tu blog desde este link. Recuerdo tus poemas de amor y los revindicativos y que ibas a ser papá.

    Un colmillo da para mucho como ves. una metáfora de que la vida empieza con un pequeño acontecimiento, aunque llegues a rey.

    Aunque en las piezas de mis fotos hay mucho plástico, empezando por el "set" que es una simple silla sin pretensiones.

    Un beso, Gonzalo.

    ResponderEliminar
  12. me quedo con el rey
    por aquello de transcribir las memorias de Bandah

    ResponderEliminar